Durante los últimos días varios presos políticos han sido excarcelados con medidas cautelares: 2 exgerentes de Pdvsa acusados de divulgar información confidencial; 12 pemones acusados de asalto a cuartel militar en Bolívar y los 5 miembros de la ONG Azul Positivo. Sin embargo, se desconoce que las liberaciones sean producto de un acuerdo político.

El último balance del Foro Penal del 8 de febrero, indicó que en Venezuela existen  353 presos políticos: 327 hombres; 26 mujeres.  230 civiles, 123 Militares.

Pemones presos por asalto al fuerte Santa Elena

Este sábado, fueron excarcelados los 12 indígenas de la etnia pemón que estaban presos en el Rodeo II, en Guatire. Estaban recluidos desde hace más de un año tras haber sido acusados de asaltar el fuerte militar de Santa Elena en la llamada «Operación Aurora».

La noticia la dio a conocer el vicepresidente de la ONG Foro Penal, Gonzalo Himiob: excarcelados bajo cautelares los 12 indígenas pemones que permanecían arbitrariamente detenidos en El Rodeo II.

El abogado no detalló cuáles son las medidas cautelares bajo las que fueron liberados.

Cabe destacar que por la Operación Aurora fueron detenidos 13 pemones, pero uno de ellos murió a principios de enero por no recibir atención médica a tiempo. Salvador Franco falleció a los 44 años y la necropsia reveló la causa de muerte: edema cerebral y un shock séptico, producto de un cuadro de tuberculosis y desnutrición.

Desde noviembre de 2020, el Tribunal Cuarto en funciones de control del Área Metropolitana de Caracas (AMC) había ordenado que Salvador Franco fuese trasladado a un centro de salud para que recibiera una evaluación médica. Pero, la orden firmada por el juez Macsimino Márquez no fue cumplida por el director de la cárcel de El Rodeo II.

Azul positivo

También la semana pasada, el jueves 11 de febrero, fueron liberados los 5 miembros de la ONG venezolana Azul Positivo, que se encontraban detenidos desde hace un mes. Se conoció que les fue otorgada la medida de presentación ante tribunales cada 30 días.

Al respecto, ND consultó al director de Acceso a la Justicia, Ali Daniels, quien aseveró que no existe acuerdo previo a la excarcelación y que los integrantes de la ONG desconocen si pueden seguir con su labor humanitaria.

El 14 de enero, el Tribunal 4to de Control del Zulia dictó medida preventiva privativa de libertad contra los trabajadores de Azul Positivo, quienes fueron detenidos el martes, 12 de enero, por funcionarios de la Dgcim.

Fueron acusados por los delitos de manejo fraudulento de tarjeta inteligente o instrumentos análogos, asociación para delinquir y legitimación de capitales, y permanecían recluidos en la sede del Dgcim en Maracaibo.

Posterior a la detención arbitraria, Daniels explicó a ND cómo se desarrolla el programa que lleva a cabo Azul positivo y que es cuestionado por las autoridades: en zonas populares con familias en riesgo de no cubrir sus necesidades vitales se escogen aquellos casos que estén más comprometidos, previo estudio socio económico, y se les dan unas tarjetas para que adquieren alimentos de la canasta básica en abastos de la zona. La compra se documenta al punto de tomar fotografías de las mismas para dejar constancia que la compra se limita a elementos esenciales de la canasta básica.

Según Daniels, los fondos de este programa vienen de la cooperación internacional y así ha sido debidamente acreditado ante quienes los investigan y agregó que como este programa existen muchos otros, en el país, financiados por organizaciones como la Oxfam o por las propias agencias de Naciones Unidas. «De modo que el origen de los fondos no puede ser más legítimo».

Exgerentes de Pdvsa: Aryenis Torrealba y Alfredo Chirinos

Aryenis Torrealba y Alfredo Chirinos, exgerentes de Pdvsa acusados de filtrar información del Estado a EEUU, fueron excarcelados este miércoles luego de que le dieran casa por cárcel.

La información la dio a conocer el Comité por la libertad de Aryenis Torrealba y Alfredo Chirinos a través de un comunicado. «El Comité por la libertad de Aryenis Torrealba y Alfredo Chirinos se complace en informarles que el día de hoy 10 de febrero de 2021, le fue otorgada una medida cautelar menos gravosa (arresto domiciliario) a nuestros muchachos. Un derecho constitucional que hemos venido solicitando incansablemente a lo largo de casi un año de lucha».

Un día antes, el fiscal/ANC Tarek William Saab dijo en una entrevista concedida al periodista Vladimir Villegas en Globovisión, que su despacho cumpliría con los procedimientos necesarios para apelar las decisiones emitidas por los tribunales venezolanos, tras considerar que «hay más de 50 pruebas testimoniales, documentales, medios que incriminan a estos dos exgerentes por delitos de agavillamiento, corrupción y filtración de información».

Saab mostró su desacuerdo con la sentencia emitida la semana pasada por los tribunales encargados del caso, luego de considerar que hubo corrupción y que el caso no es como aparentemente dicen algunos tuiteros. Para el representante de Maduro, los exgerentes de Pdvsa incurrieron en delitos relacionados con la divulgación y suministro de información de la empresa estatal de energía a compañías de EEUU.

El pasado 4 de febrero Torrealba y Chirinos fueron condenados por los tribunales por el delito de “divulgación, reserva o suministro de información”, pero les retiraron los delitos de agavillamiento y corrupción.

Familiares de la pareja sostienen que por más de 10 años, ambos se negaron a ser parte del entramado de corrupción que permanece en Pdvsa y que por eso fueron encarcelados.

Puede ser señal de otras detenciones

Daniels, aseguró que los 5 detenidos fueron informados de que serían liberados pero no le dieron más detalles. «No hubo ningún acuerdo sino la liberación, ni siquiera se les ha dicho si pueden seguir con su labor», destacó

Señaló que «como viven en un país donde la arbitrariedad es la que manda, los miembros de Azul Positivo prefieren ser prudentes y no reiniciar su labor. Podríamos decir que están sujetos a un proceso que nunca debió ocurrir y que podrían revocarle las medidas cautelares».

Asimismo, acotó que pese a que no conoce bien el caso de los exgerentes de Pdvsa, los pemones y los miembros de Azul Positivo nunca debieron estar presos de forma arbitraria y alertó al país de una posible ola de detenciones de presos por motivos políticos.

«Este parece ser un episodio más de las llamadas puertas giratorias, mantienen a unos y liberan a otros. Seguro volverán a detener otros más. Es una política institucional liberarlos y mantener a otros detenidos y proceder a los siguientes. Estas liberaciones pueden ser el preámbulo de unos arrestos que pueden venir en el futuro para aumentar el número de presos políticos».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here