Gómez: “No dirijo la campaña, pero mi voto no se lo regalo al régimen”

“Los diputados que resultaron electos para la Asamblea Nacional por el estado Táchira, tienen el deber de proponer y solicitar la aprobación de instrumentos legales que permitan atender la emergencia humanitaria en la frontera así como fomentar el desarrollo y el progreso económico y social”.

Así lo afirmó la mandataria tachirense Laidy Gómez, quien aseguró que aunque el actual parlamento de mayoría oficialista representa los intereses de Maduro y por ende no se sensibiliza con la realidad del país ni muestra voluntad política para resolver los problemas, “es una obligación de los representantes tachirenses hablar de las necesidades que padece la entidad”.

Es apremiante – señaló – que se plantee la necesidad de reactivar la economía formal, es decir, que entren en funcionamiento las aduanas, las industrias y los comercios, “ y ponerle freno a ese intercambio informal  que se maneja por las trochas que además de ilegal genera beneficios individuales”.

Gómez aseveró que los diputados del Táchira tienen la responsabilidad y la tarea de hacer todas las propuestas y planteamientos para mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, “que el gobierno no las quiera escuchar porque no le conviene y atenta contra el bolsillo de sus voceros y representantes es otra cosa”.

“Una Ley de Frontera pudiera regularizar las realidades humanitarias que se manejan en las zonas fronterizas y podría reimpulsar la economía fronteriza a través de la recaudación y tributación para generar ingresos que repercutan en el mejoramiento de los servicios públicos”, enfatizó.

Asimismo, la gobernadora del Táchira agregó que una Ley de Frontera podría ser un gran paso para fortalecer las relaciones binacionales en beneficio de la población apostada a ambos lados de la línea limítrofe.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here