Mark Zuckerberg, director ejecutivo de Facebook e Instagram anuncio el cierre de forma indefinida de las cuentas del presidente saliente Donald Trump.

Esta decisión se toma en el marco de los episodios de violencia registrados el miércoles en la capital de Estados Unidos.

Zuckerberg explicó desde su página en la red social que el bloqueo, que había sido anunciado el miércoles con una duración inicial de 24 horas, fue extendido debido al uso realizado por Trump de la plataforma «para incitar a una insurrección violenta contra un gobierno elegido democráticamente».

El anuncio llegó al día siguiente de que el republicano fuera bloqueado temporalmente de las redes sociales más importantes debido a sus afirmaciones falsas sobre el supuesto fraude en su derrota electoral frente al demócrata Joe Biden y por arengar a la multitud que invadió después el Capitolio, reseña AFP.

Twitter, su plataforma favorita, le bloqueó durante 12 horas, pero este jueves todavía no estaba claro si la medida había sido levantada ya.

Snapchat, de su lado, confirmó el jueves que también había bloqueado a Trump en la aplicación de intercambio de imágenes por las preocupaciones sobre su retórica peligrosa.

«Pensamos que los riesgos de permitir que el presidente siga usando nuestro servicio durante este periodo son sencillamente demasiado grandes», escribió Zuckerberg en su página de Facebook.

«Por ello, extendemos el bloqueo que le hicimos en sus cuentas de Facebook e Instagram indefinidamente y durante al menos las dos próximas semanas hasta que se complete la pacífica transición de poder», añadió.

Las medidas se tomaron después de que los seguidores de Trump invadieran el Capitolio el miércoles en una acción sin precedentes -y en la que una mujer falleció baleada por la policía-, interrumpiendo el usualmente ceremonial proceso de certificación de la victoria electoral de Biden.

Trump, que se había dirigido previamente a la multitud y les había instado a marchar hacia el Capitolio, publicó después un video en las redes sociales en el que repitió sus acusaciones falsas de fraude electoral, dedicándoles incluso palabras afectivas a los manifestantes: «Los amamos», dijo.

YouTube retiró el video siguiendo su política de prohibir afirmaciones que desafíen los resultados de las elecciones.

Twitter afirmó, por su parte, que los mensajes de Trump suponían violaciones de las reglas de integridad cívica de la plataforma y que cualquier violación futura «resultará en la suspensión permanente de la cuenta @realDonaldTrump».

Esta red social de mensajería dijo que la cuenta permanecería bloqueada durante 12 horas y que, si los tuits ofensivos no eran retirados, «permanecerá bloqueada».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here