Por : Alfonso Elías Bermúdez

Un triángulo humano lleno de esperanzas y bendiciones, quien lo iba a predecir. Ella una periodista de RCN radio llamada Carolay Morales, una caza noticias profesional muy humana, además con un tacto para reconocer personas con cualidades artísticas, ellos, un migrante venezolano, muy joven, indocumentado, sin trabajo, pasando hambre y dificultades, quien venía con otros inmigrantes venezolanos, su único sustento un don que el Creador les dio, su voz, después de grandes vicisitudes llegó a esta ciudad, y en su afán de buscar el pan de cada día, utilizaba su voz para cantar en las calles de la capital, con las pocas monedas que le daban medio se alimentaba, su nombre Alexander José Beja Sánchez, el otro, un famoso canta autor mexicano, de viaje por Colombia, Mario Domm, que junto a Pablo Hurtado de la agrupación Camila se encontraban de promoción en Bogotá. La historia comienza en el parque de la 93 en Bogotá, Alexander comenzó como era usual, su trabajo, cantar, para ganarse la vida, sitio y momento indicado que iba a cambiar la ruta de su vida, quien lo creyera, como son las cosas del destino y por supuesto lo que le tenía preparado Dios, en esos precisos momentos transitaba por el sitio Carolay, que al escuchar la voz del muchacho empezó a grabarlo y a filmarlo con su celular, las personas alrededor empezaron a observar y prestarle atención a la canción, de pronto salta dentro del publico el personaje de Mario Domm que por pura casualidad pasaba por el sitio y se quedó a escuchar, se acercó y le entregó a Alexander cien dólares, y le solicitó que volviera a cantar, así lo hizo el venezolano y reinició su canto, con ello el caza talentos mexicano empezó a llorar, no de tristeza sino de felicidad, los artistas son sensibles, viven, sienten en sus venas el arte, y el cantautor al finalizar la canción, le dijo: “Ven caminemos, te voy a comprar un celular, necesito estar en contacto contigo”, a toda esta Carolay seguía grabando lo que le hablaba Domm a Alexander, el mexicano le dijo: “Te vas para México. Vas a grabar con Camila”, el muchacho según se veía en el video, no lo creía, saltaba de felicidad, pero había una barrera, le contestó todo sorprendido, no tengo documentos, Domm le expresó: ”No hay problemas, te documentamos legalmente”, Carolay no se detuvo en este episodio, le siguió la ruta al proceso en forma sistemática, desde el parque de la 93 pasando por el proceso de documentación, compra de tiquete aéreo, viaje hasta llegar al estudio de grabación de la famosa agrupación mexicana, siguiendo los distintos avances de las grabaciones, la noticia generada por esta periodista se hizo viral en toda Colombia, México y Sur América, llegando a oídos de la mamá de Alexander, quien estaba en Quito, Ecuador, separados por la situación en Venezuela, lloraba de alegría, hasta que salió al mercado el famoso disco ‘Hoja en blanco’, Carolay entrevistando a Alexander después de la grabación, el joven le dijo: “Las cosas de Dios, antes cuando estaba cantando en las calles, la gente me miraba con tristeza y lástima, me daban propinas, de todas formas les agradecía en lo más profundo de mi ser, mire, me ubiqué en el parque de la 93 y justo usted estaba en tránsito por el sitio y lo mejor Mario Domm también y aquí estoy grabando en Ciudad de México, ¿usted no cree que es obra de Dios? La canción tuvo un rotundo éxito. El trabajo periodístico de Carolay Morales, lo tituló: ‘Milagros del destino’, la condujo a la entrega del premio periodístico Rey de España, cuyo objetivo consiste en reconocer la labor informativa de profesionales del periodismo en lengua española y portuguesa, Alexander continúa en México grabando, se llevó a su madre, Mario Domm no se despega del talento venezolano y sigue orientando tanto al muchacho como a la agrupación y escribiendo canciones para que la interprete ‘El migrante del parque de la 93’.

#DIARIOLALIBERTAD

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here