A pesar de no contar con los recursos necesarios, la gobernación del Táchira continúa brindando atención médica y social a las comunidades más desasistidas y a los venezolanos que han decidido huir de la crisis en busca de un mejor porvenir.

“El poder central no ha querido mandar la plata, pero aun así estamos dando la cara a la crisis, uniendo voluntades y esfuerzos para ayudar a los más necesitados”, aseguró la mandataria regional Laidy Gómez.        

“La gente no tiene como atender sus necesidades básicas y el poder adquisitivo de los venezolanos no les alcanza para nada”, afirmó.

A ocho meses de la pandemia – indicó Gómez – las jornadas sociales de Corposalud y Lotería del Táchira vuelven a la calle, “porque hay mucha necesidad en las comunidades sobre todo en materia de salud”.

Destacó que los problemas de desnutrición, parasitosis y deficiencias inmunológicas prevalecen en la población infantil.

«Cuando preguntamos a los caminantes la razón que los motiva a salir de Venezuela nos dicen que el hambre, la crisis, la falta de servicios y la desesperanza los obligó a buscar un destino mejor”, dijo la gobernadora tachirense 

Ante la cruda y dura realidad que vive el pueblo venezolano Laidy Gómez insistió en la urgente necesidad de establecer alianzas con organismos internacionales para garantizar ayuda humanitaria a la población.

Reiteró el llamado a los dirigentes políticos a dejar de lado la confrontación, “ya es hora de que tomen conciencia ante las calamidades que viven miles de venezolanos, que no solo no tienen que comer sino que han perdido la esperanza y prefieren irse a otras tierras caminando buscando estabilidad y paz para sus familias”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here